Facebook Twitter Google + YouTube  Chile   Perú 
Editorial SAN PABLO
 
Noticias

Archivo del 31/05/2018

VIERNES 1: San Justino, mr. (MO). Rojo.

Liturgia Cotidiana junio
VIERNES 1

San Justino, mr. (MO). Rojo.

Leccionario Santoral: 1Cor 1,18-25; Sal 33, 2-9; Mt 5, 13-19. Prefacio de mártires. Semana 8ª durante el año. Semana 4ª del Salterio. Primer viernes de mes.

LECTURA 1Ped 4, 7-13 

Lectura de la primera carta del Apóstol san Pedro.

Queridos hermanos: Ya se acerca el fin de todas las cosas: por eso, tengan la moderación y la sobriedad necesarias para poder orar. Sobre todo, ámense intensamente los unos a los otros, porque “el amor cubre todos los pecados”. Practiquen la hospitalidad, sin quejarse. Pongan al servicio de los demás los dones que han recibido, como buenos administradores de la multiforme gracia de Dios. El que ha recibido el don de la Palabra, que la enseñe como Palabra de Dios. El que ejerce un ministerio, que lo haga como quien recibe de Dios ese poder, para que Dios sea glorificado en todas las cosas, por Jesucristo. ¡A Él sea la gloria y el poder, por los siglos de los siglos! Amén. Queridos míos, no se extrañen de la violencia que se ha desatado contra ustedes para ponerlos a prueba, como si les sucediera algo extraordinario. Alégrense en la medida en que puedan compartir los sufrimientos de Cristo. Así, cuando se manifieste su gloria, ustedes también desbordarán de gozo y de alegría. Palabra de Dios. 

Comentario: San Pedro describe los tres ingredientes que han de sustentar cualquier comunidad: la caridad, la hospitalidad y el servicio. Para él es fundamental que la caridad no solamente se ordene a la disponibilidad o la generosidad, sino también que esta sea un verdadero bálsamo para nuestro pecado. 


SALMO Sal 95,10-13 


R. ¡El Señor viene a gobernar la tierra! 

Digan entre las naciones: «¡El Señor reina! El mundo está firme y no vacilará. El Señor juzgará a los pueblos con rectitud». R. 

Alégrese el cielo y exulte la tierra, resuene el mar y todo lo que hay en él; regocíjese el campo con todos sus frutos, griten de gozo los árboles del bosque. R. 

Griten de gozo delante del Señor, porque Él viene a gobernar la tierra: Él gobernará al mundo con justicia, y a los pueblos con su verdad. R. 


ALELUIA Cf. Jn 15, 16 


Aleluia. «Yo los elegí del mundo, para que vayan y den fruto, y ese fruto sea duradero», dice el Señor. Aleluia.


EVANGELIO Mc 11,11-25 


Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos.

Jesús llegó a Jerusalén y fue al Templo; y después de observarlo todo, como ya era tarde, salió con los Doce hacia Betania. Al día siguiente, cuando salieron de Betania, Jesús sintió hambre. Al divisar de lejos una higuera cubierta de hojas, se acercó para ver si encontraba algún fruto, pero no había más que hojas, porque no era la época de los higos. Dirigiéndose a la higuera, le dijo: «Que nadie más coma de tus frutos». Y sus discípulos lo oyeron. Cuando llegaron a Jerusalén, Jesús entró en el Templo y comenzó a echar a los que vendían y compraban en él. Derribó las mesas de los cambistas y los puestos de los vendedores de palomas, y prohibió que transportaran cargas por el Templo. Y les enseñaba: «¿Acaso no está escrito: “Mi Casa será llamada Casa de oración para todas las naciones”? Pero ustedes la han convertido en una cueva de ladrones». Cuando se enteraron los sumos sacerdotes y los escribas, buscaban la forma de matarlo, porque le tenían miedo, ya que todo el pueblo estaba maravillado de su enseñanza. Al caer la tarde, Jesús y sus discípulos salieron de la ciudad. A la mañana siguiente, al pasar otra vez, vieron que la higuera se había secado de raíz. Pedro, acordándose, dijo a Jesús: «Maestro, la higuera que has maldecido se ha secado». Jesús le respondió: «Tengan fe en Dios. Porque Yo les aseguro que si alguien dice a esta montaña: “Retírate de ahí y arrójate al mar”, sin vacilar en su interior, sino creyendo que sucederá lo que dice, lo conseguirá. Por eso les digo: Cuando pidan algo en la oración, crean que ya lo tienen y lo conseguirán. Y cuando ustedes se pongan de pie para orar, si tienen algo en contra de alguien, perdónenlo, y el Padre que está en el cielo les perdonará también sus faltas». Palabra del Señor. 

Comentario: Jesús condena la soberbia y ambición de las autoridades del Templo. Israel ha perdido toda fecundidad religiosa y su oración se ha vuelto estéril, “ya no hay fe”. No se puede tener una religiosidad intimista, si en lo práctico no tengo caridad o consideración con quien es más débil y pobre.

PORTADA: Iglesia San Francisco de La Serena, Región de Coquimbo.

PORTADA: Iglesia San Francisco de La Serena, Región de Coquimbo.Es considerado uno de los templos de piedra más antiguos de Chile. Su estructura es representativa de la arquitectura colonial hispanoamericana del siglo XVI. Ubicada en calle Balmaceda Nº 640, esquina Eduardo de la Barra, en el centro histórico de la ciudad.

1563: los Franciscanos llegan a La Serena, donde, primero, edifican una casa de adobe y un oratorio.

1585: se da inicio a la construcción de la iglesia actual con su frontis barroco, muros de hasta 1,20 m. de ancho de piedra caliza. Se utilizan arcos de medio punto y contrafuertes.

1627: es inaugurada y bendecida con el título de “Nuestra Señora de la Buena Esperanza”.

1680: el corsario Bartolomé Sharp ataca la ciudad de La Serena y también este templo.

1730: un terremoto, cuyo epicentro es en Valparaíso, causa severos daños a la techumbre.

1823: la Orden de los Franciscanos es expulsada del país y sus bienes confiscados.

1827: en el Claustro, comienza a funcionar la Casa de Moneda de Coquimbo.

1840: sus instalaciones son ocupadas como cuartel militar.

1851: durante los combates del sitio de La Serena, nuevamente, la torre es severamente dañada.

1858: parte del claustro es devuelto a la Orden Franciscana.

1899: es inaugurado el templo renovado.

1922: otro terremoto destruye la torre.

1923: se construye una nueva torre, esta vez de hormigón armado.

1977: se reabre a los fieles, mientras continúan labores de restauración: el muro del ábside, el arco toral y las vigas tirantes mudéjares. Es declarada Monumento Histórico Nacional. Se inaugura un Museo de Arte sacro.

EDITORIAL DEL MES DE JUNIO: Padre

EDITORIAL DEL MES DE JUNIO: PadreEs quien, junto a nuestra madre, nos trajo a este mundo y nos mantuvo en él.

Un hombre, a veces silencioso, que si bien no nos llevó en el vientre, nos ama infinitamente como una madre. Es quien nos proporciona la seguridad, el abrazo que reconforta, el consejo sabio, cuando se le pide, y el llamado de atención, cuando es necesario. Es el puerto al que podemos volver siempre, en cualquier momento de nuestras vidas, con las alas erguidas o abatidos, con la plena certeza de ser recibidos, incondicionalmente, con los brazos abiertos.

Hemos sido amados por él desde que nacimos, porque para cualquier hombre, el momento más álgido de su vida es aquel en que toma a un hijo(a) en sus brazos por primera vez. Desde ese momento, no dejó de amar a sus retoños hasta el final de sus días. El amor paternal es inexpresable, incalculable y eterno.

En algunas oportunidades tenemos discusiones, discrepancias y rupturas con ellos. Pero cuando nosotros nos convertimos en padres, llega el momento de comprenderlos. Uno sabe lo que se experimenta y entiende, en profundidad, el amor filial. Amar mucho no significa ser siempre permisivos.

Papá no es solo quien engendra, sino el que cría, ama y contiene: es el caso de los padres adoptivos y los padrastros, quienes, obviando los lazos genéticos, aman, educan y consienten a esos hijos como propios.

Muchos de ellos son sacrificados, abnegados y admirables: aquellos que tienen hijos con discapacidad, los que hacen también de madres, los papás solteros y los divorciados. Cada uno lleva una pesada carga sobre sus hombros, pero para ellos es lo de menos, porque solo cuenta el amor que sienten por sus criaturas y lo afirman con certeza: “Ser papá es lo mejor que me ha pasado en la vida”.

En Chile celebramos el día del padre el tercer domingo de junio. Con antelación nos preocupamos de comprarle un regalo, organizar una reunión familiar y festejarlo de la mejor manera posible. La verdad es que, a nuestros progenitores, poco les importan los presentes; lo único que ellos quieren ese día es recibir un abrazo, un beso, un “te quiero mucho” de sus hijos y comer algo rico juntos. Así de simple.

A los que ya no tenemos a nuestro querido viejo en la tierra, nos queda ir a visitarlo al camposanto, llevarle un ramillete de flores, rezar por él y decirle que aún lo lloramos, que nunca lo olvidamos, que nos hace falta y que daríamos lo que fuera por abrazarlo, aunque sean cinco minutos y decirle cuánto lo amamos. Feliz día para todos los papás.

En Jesús, María y Pablo,

El Director

Carta del Papa Francisco al pueblo de Chile

Carta del Papa Francisco al pueblo de ChileHoy se dio a conocer una carta escrita por el papa Francisco dirigida “al pueblo de Dios que peregrina en Chile”, en la que reafirma la necesidad de impulsar una “transformación eclesial” en nuestro país a la que invita a participar a todos ya que, como afirma en el documento, “la renovación de la jerarquía por sí misma no genera la transformación a la que el Espíritu Santo nos impulsa. Una Iglesia profética y, por tanto, esperanzadora reclama de todos una mística de ojos abiertos, cuestionadora y no adormecida”.

Como le dije a los jóvenes en Maipú quiero decírselo de manera especial a cada uno: “la Santa Madre Iglesia hoy necesita del Pueblo fiel de Dios, necesita que nos interpele (…) La Iglesia necesita que ustedes saquen el carné de mayores de edad, espiritualmente mayores, y tengan el coraje de decirnos, ‘esto me gusta’, ‘este camino me parece que es el que hay que hacer’, ‘esto no va’… Que nos digan lo que sienten y piensan”. Esto es capaz de involucrarnos a todos en una Iglesia con aire sinodal que sabe poner a Jesús en el centro”, explica Francisco.

Respecto del tiempo que estamos viviendo como Iglesia en Chile, el Papa enfatiza en que “hoy sabemos que la mejor palabra que podemos dar frente al dolor causado es el compromiso para la conversión personal, comunitaria y social que aprenda a escuchar y cuidar especialmente a los más vulnerables. Urge, por tanto, generar espacios donde la cultura del abuso y del encubrimiento no sea el esquema dominante; donde no se confunda una actitud crítica y cuestionadora con traición. Esto nos tiene que impulsar como Iglesia a buscar con humildad a todos los actores que configuran la realidad social y promover instancias de diálogo y constructiva confrontación para caminar hacia una cultura del cuidado y protección”.

Los invitamos a leer la carta completa ingresando aquí.

COLECCIÓN: Renovarse en el Espíritu

COLECCIÓN: Renovarse en el EspírituTe presentamos la colección Renovarse en el Espíritu, formada por doce títulos que invitan a mirar distintos aspectos de la fe y la Iglesia, poniendo el acento en la Palabra de Dios para ir desentrañando lo que significan para cada uno sus enseñanzas. Títulos que motivan a la acción, considerando sobre todo que el llamado de Jesús sigue plenamente vigente, en la medida que, hoy más que nunca, se necesitan agentes que sientan en su corazón el llamado y la fuerza para comunicar el Evangelio.

Los títulos de esta colección son:

-¿Es Dios tu Dios? (José Antonio Sierra): Todos conocemos a personas que han llevado una larga vida de entrega al Señor, de celo apostólico y mucha oración y que, sin embargo, arrastran hasta el último de sus días sus defectos humanos. Entonces, ¿cómo es posible que Dios que salva, que libera, que transforma, no los haya cambiado? Ellos no lograron conocer al verdadero Dios, sino que solo una proyección de él. Estas meditaciones ayudan a comprender y a acercarnos al Dios que pide totalidad de amor, desprendimiento, con el prójimo y con nosotros mismos.

-La predicación de Jesús (Beltrán Villegas M.): El poder de Dios se muestra en acción en la persona de Jesús. Tanto en lo que dice como en lo que hace, Cristo es la revelación de Dios, que trae su Buena Nueva para todos los hombres: “quien me ve a mí, ve al Padre”.

-Temas de oración (C. Aldunate L. y R. Valenzuela): Después de un tiempo de práctica, cada uno podrá descubrir qué es lo que le ayuda a centrar la atención en Dios: para algunos es un canto, una oración vocal, un rato de acción de gracias, o la alabanza. Lo importante es descubrir que en la oración misma podemos hablarle al Señor con la sencillez de quien habla con un amigo.

-Reconciliación y madurez cristiana (Jerome Hackenmuller): “Reconciliación” es una palabra usada en una serie de circunstancias. La Iglesia católica la usa en un sentido más estricto, que siempre incluye arrepentimiento. Se refiere al Sacramento de la Confesión, en donde la gracia de Dios se hace presente en tres momentos específicos: perdón, liberación y sanación. Ahí es donde Jesús actúa sobre la persona, sanando todas las heridas causadas por la experiencia durante y después de haber pecado. A todo ese proceso lo podemos llamar reconciliación.

-Los siete dones del Espíritu Santo (san Juan Pablo II): El Espíritu Santo nos enriquece con sus dones y carismas; unos para la transformación espiritual personal, otros para la construcción de la comunidad, de la Iglesia. Debemos pedir constantemente los carismas y dones del Espíritu Santo, pero mucho más el Espíritu mismo, que los posee todos: sabiduría, entendimiento, ciencia, consejo, fortaleza, piedad y temor de Dios. Este libro contiene una serie de meditaciones para reflexionar sobre cada uno de ellos, de modo de orar para permitir que la presencia del Espíritu actúe en nosotros.

-Nuestra confianza en Dios (Ralp Martin y Diego Jaramillo): En un tiempo de dificultades tremendas hay una cosa muy importante que los lideres y las personas que pastorean deben tener muy presente: hay que mantener los corazones y las mentes centradas en Cristo. La confianza que debe tener el cristiano está basada en hechos y verdades en cuanto a quién es Dios, lo que ha hecho y lo que ha prometido hacer por nosotros. Este libro intenta explicar, precisamente, las bases y fundamentos de nuestra confianza en Dios.

-Encuentro con Jesucristo (José Ramón Ruiz B.): He aquí una guía sencilla y práctica que aborda los temas fundamentales del primer anuncio o “Kerigma”, con el fin de desarrollar en las comunidades parroquiales una iniciación cristiana que conlleve a la conversión, al discipulado, a la integración y al servicio misionero, a través del encuentro personal con Jesús Resucitado.

-La Iglesia (Diego Jaramillo C. y Carlos Aldunate L.): Jesús quiso edificar su Iglesia sobre Pedro. Para esto envió a sus seguidores a predicar el Evangelio a todos los hombres, porque todos somos partes de la Iglesia. Pero eso es solamente posible con la fuerza del Espíritu Santo, que transforma los corazones.

-El Discípulo (Alfonso Uribe J.): Apenas comenzó a proclamar el Reino, Jesús fue invitando a numerosas personas a seguirlo. Ellos compartieron con él, lo escucharon y recibieron una formación que debían transmitir a otros. Todo cristiano está llamado a ser discípulo de Cristo. Estas páginas abordan lo que significa ese llamado.

-El amor a Dios (Salvador Carrillo A.): Todo crecimiento espiritual debe manifestarse en el progreso en el amor. Y el amor a Dios es la respuesta esencial del hombre al reconocer y agradecer todo lo que Él entrega. Reflexionar sobre este tema es muy importante para el cristiano, porque lo lleva a compenetrarse de lo más fundamental de la Sagrada Escritura.

-La Biblia fue escrita para ti (Jonas Abib P.): La Biblia fue escrita para los hijos de Dios. Para ti y para mí. Es necesario, entonces, dedicar tiempo a conocerla y entenderla. Una sola cosa es necesaria: acoger día a día la Palabra Viva de Dios tal como nos fue transmitida en las Sagradas Escrituras.

-El Maestro (Salvador Carrillo A.): ¿Qué clase de Maestro es Jesús? ¿Cuál es nuestra actitud hacia Él? Estas líneas invitan a reflexionar en torno a ello, tomando en cuenta que, aún hoy, Cristo sigue llamando nuevos discípulos que continúen la obra de salvación.

JUEVES 31: VISITACIÓN DE LA VIRGEN MARÍA (F). Blanco.

Liturgia Cotidiana mayo
JUEVES 31

VISITACIÓN DE LA VIRGEN MARÍA (F). Blanco.

Gloria. Prefacio de la Virgen María II. Día de los Institutos seculares.

LECTURA Sof 3, 14-18

Lectura de la profecía de Sofonías.

¡Grita de alegría, hija de Sión! ¡Aclama, Israel! ¡Alégrate y regocíjate de todo corazón, hija de Jerusalén! El Señor ha retirado las sentencias que pesaban sobre ti y ha expulsado a tus enemigos. El Rey de Israel, el Señor, está en medio de ti: ya no temerás ningún mal. Aquel día, se dirá a Jerusalén: ¡No temas, Sión, que no desfallezcan tus manos! ¡El Señor, tu Dios, está en medio de ti, es un guerrero victorioso! Él exulta de alegría a causa de ti, te renueva con su amor y lanza por ti gritos de alegría, como en los días de fiesta. Yo aparté de ti la desgracia, para que no cargues más con el oprobio. Palabra de Dios.

Comentario: Las palabras del profeta resaltan la presencia de Dios como rey y presagian que llegará un tiempo mejor para el pueblo de Israel. Ese nuevo Israel queda personificado en María como madre. Ella es la joven doncella que traerá en su seno al Salvador.

O bien: Rom 12, 9-16


SALMO Is 12, 2-6


R. ¡Es grande en medio de ti el Santo de Israel!

Este es el Dios de mi salvación: yo tengo confianza y no temo, porque el Señor es mi fuerza y mi protección; Él fue mi salvación. R.

Ustedes sacarán agua con alegría de las fuentes de la salvación. Y dirán en aquel día: Den gracias al Señor, invoquen su Nombre, anuncien entre los pueblos sus proezas, proclamen qué sublime es su Nombre. R.

Canten al Señor porque ha hecho algo grandioso: ¡que sea conocido en toda la tierra! ¡Aclama y grita de alegría, habitante de Sión, porque es grande en medio de ti el Santo de Israel! R.


ALELUIA


Aleluia. Feliz de ti, Virgen María, por haber creído que se cumplirá lo que fue anunciado por parte del Señor. Aleluia.


EVANGELIO Lc 1, 39-56


Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Lucas.

María partió y fue sin demora a un pueblo de la montaña de Judá. Entró en la casa de Zacarías y saludó a Isabel. Apenas esta oyó el saludo de María, el niño saltó de alegría en su seno, e Isabel, llena del Espíritu Santo, exclamó: «¡Tú eres bendita entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre! ¿Quién soy yo, para que la madre de mi Señor venga a visitarme? Apenas oí tu saludo, el niño saltó de alegría en mi seno. Feliz de ti por haber creído que se cumplirá lo que te fue anunciado de parte del Señor». María dijo entonces: «Mi alma canta la grandeza del Señor, y mi espíritu se estremece de gozo en Dios, mi Salvador, porque Él miró con bondad la pequeñez de su servidora. En adelante todas las generaciones me llamarán feliz, porque el Todopoderoso ha hecho en mí grandes cosas: ¡su Nombre es santo! Su misericordia se extiende de generación en generación sobre aquellos que lo temen. Desplegó la fuerza de su brazo, dispersó a los soberbios de corazón. Derribó a los poderosos de su trono y elevó a los humildes. Colmó de bienes a los hambrientos y despidió a los ricos con las manos vacías. Socorrió a Israel, su servidor, acordándose de su misericordia, como lo había prometido a nuestros padres, en favor de Abraham y de su descendencia para siempre». María permaneció con Isabel unos tres meses y luego regresó a su casa. Palabra del Señor.

Comentario: María es la bienaventurada no solo porque en ella se realizará el milagro de la encarnación del Verbo, sino porque, antes que todo, creyó en el proyecto de Dios. María aprendió y vio las maravillas de Dios no solo en Jesús sino también en todo su entorno. Aunque con dudas, se adhirió al proyecto de Dios y confió en la promesa de salvación de su Señor.

Al Servicio de la Vida: ¿Dónde estoy?

Al Servicio de la Vida: ¿Dónde estoy?La cápsula de esta semana, invita a preguntarse: ¿dónde podemos encontrar a Dios? ¿Lo encontramos en el bullicio de nuestros días o en el silencio de las reflexiones? ¿En la tablet, el celular, la pantalla o el teléfono que consultamos cada cinco minutos? Y tal vez más importante aún: ¿acaso nos preguntamos si es importante encontrar a Dios en nuestras vida? Los invitamos a escuchar una reflexión tomada del libro Le oí decir a Dios, del padre Miguel Ortega Riquelme. Escuchemos:

La cápsula radial SAN PABLO “Al servicio de la vida” es narrada por Ricardo Díaz Venegas. Si te interesa difundir estas cápsulas a través de algún medio radial, escríbenos a webmaster@sanpablochile.cl

Día del Padre en SAN PABLO

Día del Padre en SAN PABLOEn junio tenemos una fecha para conmemorar a quien, junto a la madre, cumple un rol trascendental en la formación de cada uno de nosotros. En SAN PABLO queremos ayudarte a encontrar un buen regalo, que te permita expresar el cariño que sientes por él y te invitamos a recorrer nuestras librerías en donde podrás encontrar tarjetas para complementar un buen presente.

Si lo que deseas es un libro, te podemos sugerir títulos como Encuentro, diálogo y acuerdo, un relato de primera fuente acerca del acercamiento entre Cuba y Estados Unidos, y el rol que jugó el Papa en ello; o si prefiere las biografías, tenemos Santo Tomas Moro, un modelo para los católicos modernos, que le permite conocer a un personaje histórico muy importante para la Iglesia. Si le interesa el tema de la educación, tenemos unos interesantes títulos que abordan la sicología de los niños en tres etapas de su vida, y que pueden ser muy útiles para acompañarlos en su proceso de crecimiento. Querido papá, de Gustavo Jamut, es otra opción a considerar, al igual que Pensamientos para felicitarte, papá, por el que puedes consultar en todas las sucursales.

OFERTAS para el mes de junio

OFERTAS para el mes de junioDos productos SAN PABLO, en dos presentaciones, son las ofertas que tenemos preparadas para el mes de junio. De este modo, los interesados en llevar el Nuevo Testamento (en tapa dura o tapa normal) o el libro Orar, mi manual de oración (con cualquiera de sus dos portadas) podrán acceder a descuentos que van desde un 10% a un 40% , dependiendo de la cantidad de textos que deseen adquirir.

Esta oferta está disponible tanto en librerías SAN PABLO como en la librería virtual de la editorial (www.sanpablochile.cl/comprar). Las condiciones de pago de esta oferta solamente incluyen transferencia bancaria o pago en efectivo.

flyer_web_sanpablochile_2018_05_nuevo-testamento copia

flyer_web_sanpablochile_2018_05_orar copia

MIÉRCOLES 30: De la feria. Verde.

Liturgia Cotidiana mayo
MIÉRCOLES 30

De la feria. Verde.

LECTURA 1Ped 1, 18-25

Lectura de la primera carta del Apóstol san Pedro.

Hermanos: Ustedes saben que fueron rescatados de la vana conducta heredada de sus padres, no con bienes corruptibles, como el oro y la plata, sino con la sangre preciosa de Cristo, el Cordero sin mancha y sin defecto, predestinado antes de la creación del mundo y manifestado en los últimos tiempos para bien de ustedes. Por Él, ustedes creen en Dios, que lo ha resucitado y lo ha glorificado, de manera que la fe y la esperanza de ustedes estén puestas en Dios. Por su obediencia a la verdad, ustedes se han purificado para amarse sinceramente como hermanos. Ámense intensamente los unos a los otros con un corazón puro, como quienes han sido engendrados de nuevo, no por un germen corruptible, sino incorruptible: la Palabra de Dios, viva y eterna. Porque toda “carne es como hierba y toda su gloria como flor del campo: la hierba se seca y su flor se marchita, pero la Palabra del Señor permanece para siempre”. Ésta es la Palabra que les ha sido anunciada, la Buena Noticia. Palabra de Dios.

Comentario: Todo creyente debe entender que solo el amor de Dios nos permite mantener una conducta cristiana que no esté dominada por las apetencias egoístas. Por eso que conservar nuestra fe, en la atmósfera de la Palabra de Dios y el ejercicio de la caridad, es fundamental; si no, se corre el riesgo de que esa fe, con el tiempo, decaiga, disminuya y muera.


SALMO Sal 147, 12-15. 19-20


R. ¡Glorifica al Señor, Jerusalén!

¡Glorifica al Señor, Jerusalén, alaba a tu Dios, Sión! Él reforzó los cerrojos de tus puertas y bendijo a tus hijos dentro de ti. R.

Él asegura la paz en tus fronteras y te sacia con lo mejor del trigo. Envía su mensaje a la tierra, su palabra corre velozmente. R.

Revela su palabra a Jacob, sus preceptos y mandatos a Israel: a ningún otro pueblo trató así ni le dio a conocer sus mandamientos. R.


ALELUIA Mc 10, 45


Aleluia. El Hijo del hombre vino para servir y dar su vida en rescate por una multitud. Aleluia.


EVANGELIO Mc 10, 32-45


Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos.

Mientras iban de camino para subir a Jerusalén, Jesús se adelantaba a sus discípulos; ellos estaban asombrados y los que lo seguían tenían miedo. Entonces reunió nuevamente a los Doce y comenzó a decirles lo que le iba a suceder: «Ahora subimos a Jerusalén; allí el Hijo del hombre será entregado a los sumos sacerdotes y a los escribas. Lo condenarán a muerte y lo entregarán a los paganos: ellos se burlarán de Él, lo escupirán, lo azotarán y lo matarán. Y tres días después, resucitará». Santiago y Juan, los hijos de Zebedeo, se acercaron a Jesús y le dijeron: «Maestro, queremos que nos concedas lo que te vamos a pedir». Él les respondió: «¿Qué quieren que haga por ustedes?». Ellos le dijeron: «Concédenos sentarnos uno a tu derecha y el otro a tu izquierda, cuando estés en tu gloria». Jesús les dijo: «No saben lo que piden. ¿Pueden beber el cáliz que Yo beberé y recibir el bautismo que Yo recibiré?». «Podemos», le respondieron. Entonces Jesús agregó: «Ustedes beberán el cáliz que Yo beberé y recibirán el mismo bautismo que Yo. En cuanto a sentarse a mi derecha o a mi izquierda, no me toca a mí concederlo, sino que esos puestos son para quienes han sido destinados». Los otros diez, que habían oído a Santiago y a Juan, se indignaron contra ellos. Jesús los llamó y les dijo: «Ustedes saben que aquellos a quienes se considera gobernantes, dominan a las naciones como si fueran sus dueños, y los poderosos les hacen sentir su autoridad. Entre ustedes no debe suceder así. Al contrario, el que quiera ser grande, que se haga servidor de ustedes; y el que quiera ser el primero, que se haga servidor de todos. Porque el mismo Hijo del hombre no vino para ser servido, sino para servir y dar su vida en rescate por una multitud». Palabra del Señor.

Comentario: Jesús no busca despojar del poder a los que lo ostentan, sino que al darse a sí mismo comienza su rescate por la humanidad y se convierte en siervo de todos. Este es el gran desafío que tiene la Iglesia: debe existir como una comunidad de siervos disponibles para lo esencial de la caridad y no para aspiraciones o ambiciones políticas.

 
Contacto
Avda. L. B. O'Higgins 1626, Casilla 3746 Correo Central, Santiago Centro, Santiago, Chile
Tel.: (2) 27200300 - Fax 26728469


×