Facebook Twitter Google + YouTube  Chile   Perú 
Editorial SAN PABLO
 
Noticias

Archivo del 28/02/2019

VIERNES 1: De la feria. Verde.

Libreria-virtual-Liturgia-Marzo
VIERNES 1: De la feria. Verde.

LECTURA Ecli 6, 5-17

Lectura del libro del Eclesiástico. Las palabras dulces multiplican los amigos y un lenguaje amable favorece las buenas relaciones. Que sean muchos los que te saludan, pero el que te aconseja, sea uno entre mil. Si ganas un amigo, gánalo en la prueba,y no le des confianza demasiado pronto. Porque hay amigos ocasionales, que dejan de serlo en el día de tu aflicción. Hay amigos que se vuelven enemigos, y para avergonzarte, revelan el motivo de la disputa. Hay amigos que comparten tu mesa y dejan de serlo en el día de la aflicción. Mientras te vaya bien, serán como tú mismo y hablarán abiertamente con tus servidores; pero si te va mal, se pondrán contra ti y se esconderán de tu vista. Sepárate de tus enemigos y sé precavido con tus amigos. Un amigo fiel es un refugio seguro: el que lo encuentra ha encontrado un tesoro.Un amigo fiel no tiene precio, no hay manera de estimar su valor. Un amigo fiel es un bálsamo de vida, que encuentran los que temen al Señor. El que teme al Señor encamina bien su amistad, porque como es él, así también será su amigo. Palabra de Dios.

Comentario: El relato nos pone en alerta acerca de algunos criterios para discernir los “buenos” de los “malos” amigos. Uno de ellos se da cuando las cosas no van bien y entonces se prueba la fidelidad: Los auténticos amigos son aquellos que están no solo en los momentos de bonanza sino también en los de aflicción. Otro criterio es el de la prudencia y reserva al guardar, con discreción, las verdades más profundas.

SALMO Sal 118, 12. 16. 18. 27. 34-35

R. ¡Condúceme por la senda de tus mandamientos, Señor!

Tú eres bendito, Señor: enséñame tus preceptos. Mi alegría está en tus preceptos: no me olvidaré de tu palabra. R.

Abre mis ojos,para que contemple las maravillas de tu ley. Instrúyeme en el camino de tus leyes,y yo meditaré tus maravillas. R.

Instrúyeme, para que observe tu ley y la cumpla de todo corazón. Condúceme por la senda de tus mandamientos, porque en ella tengo puesta mi alegría. R.

ALELUIA Cf. Jn 17, 17

Aleluia. Tu palabra, Señor, es la Verdad; conságranos en la verdad. Aleluia.

EVANGELIO Mc 10, 1-12

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos. Jesús fue a la región de Judea y al otro lado del Jordán. Se reunió nuevamente la multitud alrededor de Él y, como de costumbre, les estuvo enseñando una vez más. Se acercaron a Jesús algunos fariseos y, para ponerlo a prueba, le plantearon esta cuestión: «¿Es lícito al hombre divorciarse de su mujer?». Él les respondió: «¿Qué es lo que Moisés les ha ordenado?». Ellos dijeron: «Moisés permitió redactar una declaración de divorcio y separarse de ella». Entonces Jesús les respondió: «Si Moisés les dio esta prescripción fue debido a la dureza del corazón de ustedes. Pero desde el principio de la creación, “Dios los hizo varón y mujer”. “Por eso, el hombre dejará a su padre y a su madre, y los dos no serán sino una sola carne”. De manera que ya no son dos, “sino una sola carne”. Que el hombre no separe lo que Dios ha unido». Cuando regresaron a la casa, los discípulos le volvieron a preguntar sobre esto. Él les dijo: «El que se divorcia de su mujer y se casa con otra comete adulterio contra aquélla; y si una mujer se divorcia de su marido y se casa con otro, también comete adulterio». Palabra del Señor.

Comentario: La moral farisea consideraba a la mujer como una persona inferior y de propiedad del varón. Jesús echa por tierra esta disposición y señala un nuevo orden: la unión del hombre y la mujer manifiesta el fin de complementariedad y plenitud. No es el hombre que se adueña de la mujer, sino que, al contrario, ambos se enriquecen mutuamente.

JUEVES 28: De la feria. Verde.

Liturgia-Febrero-Tienda-Facebook
JUEVES 28: De la feria. Verde.

LECTURA Ecli 5, 1-8

Lectura del libro del Eclesiástico. No te fíes de tus riquezas ni digas: «Con esto me basta». No dejes que tu deseo y tu fuerza te lleven a obrar según tus caprichos. No digas: «¿Quién podrá dominarme?», porque el Señor da a cada uno su merecido. No digas: «Pequé, ¿y qué me sucedió?», porque el Señor es paciente. No estés tan seguro del perdón, mientras cometes un pecado tras otro. No digas: «Su compasión es grande; Él perdonará la multitud de mis pecados», porque en Él está la misericordia, pero también la ira, y su indignación recae sobre los pecadores. No tardes en volver al Señor, dejando pasar un día tras otro, porque la ira del Señor irrumpirá súbitamente y perecerás en el momento del castigo. No te fíes de las riquezas adquiridas injustamente: de nada te servirán en el día de la desgracia. Palabra de Dios.

Comentario: La absolutización de las riquezas y bienes trae como consecuencia la relativización de Dios y, por tanto, todo lo que concierne a él, como el perdón, la fidelidad a él, el amor generoso y desinteresado, etcétera, se desvanece porque se pone la seguridad en lo superfluo y no en Dios.

SALMO Sal 1, 1-4. 6

R. ¡Feliz el que pone su confianza en el Señor!

¡Feliz el hombre que no sigue el consejo de los malvados, ni se detiene en el camino de los pecadores, ni se sienta en la reunión de los impíos, sino que se complace en la ley del Señor y la medita de día y de noche! R.

Él es como un árbol plantado al borde de las aguas, que produce fruto a su debido tiempo, y cuyas hojas nunca se marchitan: todo lo que haga le saldrá bien. R.

No sucede así con los malvados: ellos son como paja que se lleva el viento, porque el Señor cuida el camino de los justos, pero el camino de los malvados termina mal. R.

ALELUIA Cf. 1Tes 2, 13

Aleluia. Reciban la Palabra de Dios, no como palabra humana, sino como lo que es realmente, como Palabra de Dios. Aleluia.

EVANGELIO Mc 9, 41-50

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos. Jesús dijo a sus discípulos: Les aseguro que no quedará sin recompensa el que les dé a beber un vaso de agua por el hecho de que ustedes pertenecen a Cristo. Si alguien llegara a escandalizar a uno de estos pequeños que tienen fe, sería preferible para él que le ataran al cuello una piedra de moler y lo arrojaran al mar. Si tu mano es para ti ocasión de pecado, córtala, porque más te vale entrar en la Vida manco, que ir con tus dos manos al infierno, al fuego inextinguible. Y si tu pie es para ti ocasión de peca do, córtalo, porque más te vale entrar lisiado en la Vida, que ser arrojado con tus dos pies al infierno. Y si tu ojo es para ti ocasión de pecado, arráncalo, porque más te vale entrar con un solo ojo en el Reino de Dios, que ser arrojado con tus dos ojos al infierno, donde el gusano no muere y el fuego no se apaga. Porque cada uno será salado por el fuego. La sal es una cosa excelente, pero si se vuelve insípida, ¿con qué la volverán a salar? Que haya sal en ustedes mismos y vivan en paz unos con otros. Palabra del Señor.

Comentario: El Evangelio es claro y directo. Si somos seguidores de Jesús entonces actuaremos siempre como él lo haría. Pero no podemos amar a Dios y ser esclavos del pecado. No es posible andar por la vida a medias tintas, ya que cualquier opción que se tome tendrá su costo, sea por el bien o por el mal.

 


* Suscríbete a la Liturgia Cotidiana y recíbela todos los meses en tu hogar, ingresando a este link: http://sanpablochile.cl/news/liturgia/liturgia-cotidiana/suscripcion/

 

Al Servicio de la Vida: Nunca será suficiente

Al Servicio de la Vida: Nunca será suficienteSi, es cierto. Para vivir se necesita dinero. Las personas aspiraran a la riqueza para poder vivir en paz, para tener educación, vivienda, salud y alimentación. Pero quien ama la riqueza por la riqueza, quien la ve como un fin en si misma y no como un medio, no encontrará paz: esa ansiedad por la riqueza nunca se agota. Nada es suficiente, siempre habrá más que acumular, más que obtener y se deja de lado la felicidad real, la que nos propone Jesús a través de su evangelio. Los invitamos a escuchar una nueva cápsula Al Servicio de la Vida, preparada por Ricardo Díaz Venegas a partir de un texto de Anselm Grün en Mi pequeño libro de la buena vida.

La cápsula radial SAN PABLO “Al servicio de la vida” es narrada por Ricardo Díaz Venegas. Si te interesa difundir estas cápsulas a través de algún medio radial, escríbenos a webmaster@sanpablochile.cl

MIÉRCOLES 27: De la feria. Verde.

Liturgia-Febrero-Tienda-Facebook
MIÉRCOLES 27: De la feria. Verde.

LECTURA Ecli 4, 11-19

Lectura del libro del Eclesiástico. La sabiduría encumbra a sus hijos y cuida de aquellos que la buscan. El que la ama, ama la vida, y los que la buscan ardientemente serán colmados de gozo. El que la posee heredará la gloria, y dondequiera que vaya, el Señor lo bendecirá. Los que la sirven rinden culto al Santo y los que la aman son amados por el Señor. El que la escucha juzgará a las naciones y el que le presta atención habitará seguro. El que confía en ella la recibirá en herencia y sus descendientes también la poseerán. Al comienzo, ella lo conducirá por un camino sinuoso, le infundirá temor y estremecimiento y lo hará sufrir con su disciplina, hasta que tenga confianza en él y lo haya probado con sus exigencias. Después, volverá a él por el camino recto, lo alegrará y le revelará sus secretos. Si él se desvía, ella lo abandonará y lo dejará librado a su propia caída. Palabra de Dios.

Comentario: La sabiduría se autorrevela como un auténtico camino de realización humana y subraya los beneficios prácticos para quien la sigue: prudencia, alegría, bondad, bendición del Señor, etcétera. Es decir, no quedará defraudado quien la busque con sincero propósito y recta intención.

SALMO Sal 118, 165. 168. 171-172. 174-175

R. ¡Tu ley es mi alegría, Señor!

Los que aman tu ley gozan de una gran paz, nada los hace tropezar. Yo observo tus mandamientos y tus prescripciones, porque Tú conoces todos mis caminos. R.

Que mis labios expresen tu alabanza, porque me has enseñado tus preceptos. Que mi lengua se haga eco de tu promesa, porque todos tus mandamientos son justos. R.

Yo ansío tu salvación, Señor, y tu ley es toda mi alegría. Que yo viva y pueda alabarte, y que tu justicia venga en mi ayuda. R.

ALELUIA Jn 14, 6

Aleluia. «Yo soy el Camino, y la Verdad y la Vida. Nadie va al Padre, sino por mí», dice el Señor. Aleluia.

EVANGELIO Mc 9, 38-40

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos. Juan le dijo a Jesús: «Maestro, hemos visto a uno que expulsaba demonios en tu Nombre, y tratamos de impedírselo porque no es de los nuestros». Pero Jesús les dijo: «No se lo impidan, porque nadie puede hacer un milagro en mi Nombre y luego hablar mal de mí. Y el que no está contra nosotros, está con nosotros». Palabra del Señor.

Comentario: Los discípulos se creyeron los depositarios exclusivos del anuncio del Reino. Jesús los reprocha porque aún no han entendido la “universalidad” de su mensaje, puesto que no solo tiene que ver con los “destinatarios”, sino también con los “agentes”: hacer el bien es una responsabilidad moral en cualquier lugar del mundo.


* Suscríbete a la Liturgia Cotidiana y recíbela todos los meses en tu hogar, ingresando a este link: http://sanpablochile.cl/news/liturgia/liturgia-cotidiana/suscripcion/

 

Mensaje del Papa en Cuaresma: Llevar la esperanza de Cristo a la Creación

Mensaje del Papa en Cuaresma: Llevar la esperanza de Cristo a la CreaciónEsta mañana se presentó en el Vaticano el mensaje del Papa Francisco para la Cuaresma, el que lleva por título La creación, expectante, está aguardando la manifestación de los hijos de Dios (Rm 8, 19). De acuerdo al cardenal Peter Kodwo Appiah Turkson, Prefecto del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral, el contenido del mensaje “invita a celebrar la Pascua como una fiesta de la llamada del hombre a una nueva generación, cuya realización, aunque sea una experiencia proyectada hacia el futuro, también está arraigada en el presente: en la condición humana que es la superposición. Es decir, la superposición de las edades y de los tiempos entre lo que ya ha sido y lo que será, entre Adán y Cristo, la caída y la redención”.

En sus palabras, Francisco comparte un llamado a los cristianos para encarnar de forma más intensa y concreta el misterio Pascual, tanto en su vida personal como familiar y social. “No dejemos transcurrir en vano este tiempo favorable. Pidamos a Dios que nos ayude a emprender un camino de verdadera conversión. Abandonemos el egoísmo, la mirada fija en nosotros mismos y dirijámonos a la Pascua de Jesús”, escribe el Santo Padre.

El mensaje está estructurado en torno a tres grandes puntos de reflexión: la redención de la Creación, la fuerza destructiva del pecado y la fuerza regeneradora del arrepentimiento y del perdón. En cada uno de ellos, el Papa insiste en que el vivir como hijos de Dios beneficia también a la Creación, generando armonía entre el hombre y la naturaleza que habita. “Cuando se abandona la ley de Dios, la ley del amor, acaba triunfando la ley del más fuerte sobre el más débil. El pecado que anida en el corazón del hombre (…) lleva a la explotación de la Creación, de las personas y del medio ambiente, según la codicia insaciable que considera todo deseo como un derecho y que antes o después acabará por destruir incluso a quien vive bajo su dominio”, dice.

Sin embargo, es posible volver a encontrar la alegría del proyecto que Dios ha puesto en la Creación, lo que, en Cuaresma, se puede lograr a través del ayuno, la oración y la limosna. Por ejemplo, debemos asumir el ayuno como una forma de cambiar nuestra actitud con los demás y con las criaturas, pasando, en palabras del Papa: “de la tentación de devorarlo todo para saciar nuestra avidez, a la capacidad de sufrir por amor, que puede colmar el vacío de nuestro corazón”. Respecto de la oración, Francisco señala que es una oportunidad para “saber renunciar a la idolatría y a la autosuficiencia de nuestro yo, y declararnos necesitados del Señor y de su misericordia”. Y en el caso de la limosna, “salir de la necedad de vivir y acumularlo todo para nosotros mismos, creyendo que así nos aseguramos un futuro que no nos pertenece”. Solo venciendo esas actitudes, manifiesta el Santo Padre, podremos encontrar la verdadera felicidad que se manifiesta en el amor: amor a Dios, a nuestros hermanos y al mundo entero.

De este modo, en la parte final del mensaje, Francisco invita a los cristiano a llevar también la esperanza de Dios a la Creación. “Abandonemos el egoísmo, la mirada fija en nosotros mismos, y dirijámonos a la Pascua de Jesús; hagámonos prójimos de nuestros hermanos y hermanas que pasan dificultades, compartiendo con ellos nuestros bienes espirituales y materiales. Así, acogiendo en lo concreto de nuestra vida la victoria de Cristo sobre el pecado y la muerte, atraeremos su fuerza transformadora también sobre la creación”, concluye.

Si deseas leer completo el mensaje del Papa para la Cuaresma 2019, puedes ingresar aquí.

MARTES 26: De la feria. Verde.

Liturgia-Febrero-Tienda-Facebook
MARTES 26: De la feria. Verde.

LECTURA Ecli 2, 1-11

Lectura del libro del Eclesiástico. Hijo, si te decides a servir al Señor, prepara tu alma para la prueba. Endereza tu corazón, sé firme, y no te inquietes en el momento de la desgracia. Únete al Señor y no te separes, para que al final de tus días seas enaltecido. Acepta de buen grado todo lo que te suceda, y sé paciente en las vicisitudes de tu humillación. Porque el oro se purifica en el fuego, y los que agradan a Dios, en el crisol de la humillación. Confía en Él, y Él vendrá en tu ayuda, endereza tus caminos y espera en Él. Los que temen al Señor, esperen su misericordia, y no se desvíen, para no caer. Los que temen al Señor, tengan confianza en Él, y no les faltará su recompensa. Los que temen al Señor, esperen sus beneficios, el gozo duradero y la misericordia. Fíjense en las generaciones pasadas y vean: ¿Quién confió en el Señor y quedó confundido? ¿Quién perseveró en su temor y fue abandonado? ¿Quién lo invocó y no fue tenido en cuenta? Porque el Señor es misericordioso y compasivo, perdona los pecados y salva en el momento de la aflicción. Palabra de Dios.

Comentario: Solo por medio de la paciencia, la confianza y la obediencia es posible servir al Señor. Quien se compromete a seguirlo debe estar preparado para enfrentar el rechazo, el dolor y la exclusión. Todo esto propiciado por aquellos que no aman y se sienten dueños de este mundo ni creen en Dios.

SALMO Sal 36, 3-4. 18-19. 27- 39-40

R. ¡Confía tu suerte al Señor!

Confía en el Señor y practica el bien; habita en la tierra y vive tranquilo: que el Señor sea tu único deleite, y Él colmará los deseos de tu corazón. R.

El Señor se preocupa de los buenos, su herencia permanecerá para siempre; no desfallecerán en los momentos de penuria, y en tiempos de hambre quedarán saciados. R.

Aléjate del mal, practica el bien, y siempre tendrás una morada, porque el Señor ama la justicia y nunca abandona a sus fieles. R.

La salvación de los justos viene del Señor, Él es su refugio en el momento del peligro; el Señor los ayuda y los libera, los salva porque confiaron en Él. R.

ALELUIA Gál 6, 14

Aleluia. Yo sólo me gloriaré en la cruz de nuestro Señor Jesucristo, por quien el mundo está crucificado para mí, como yo lo estoy para el mundo. Aleluia.

EVANGELIO Mc 9, 30-37

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos. Jesús atravesaba la Galilea junto con sus discípulos y no quería que nadie lo supiera, porque enseñaba y les decía: «El Hijo del hombre va a ser entregado en manos de los hombres; lo matarán y tres días después de su muerte, resucitará». Pero los discípulos no comprendían esto y temían hacerle preguntas. Llegaron a Cafarnaúm y, una vez que estuvieron en la casa, les preguntó: «¿De qué hablaban en el camino? ». Ellos callaban, porque habían estado discutiendo sobre quién era el más grande. Entonces, sentándose, llamó a los Doce y les dijo: «El que quiere ser el primero debe hacerse el último de todos y el servidor de todos». Después, tomando a un niño, lo puso en medio de ellos y, abrazándolo, les dijo: «El que recibe a uno de estos pequeños en mi Nombre, me recibe a mí, y el que me recibe no es a mí al que recibe sino a Aquél que me ha enviado». Palabra del Señor.

Comentario: Los discípulos, por su visión triunfalista del Mesías, no entienden que este deba pasar por la cruz. No obstante, Dios entrega a su Hijo para que el hombre sea salvado. Lástima que muy pronto aquellos que vieron amenazados sus intereses y poder, decidieran definitivamente que había que eliminarlo.


* Suscríbete a la Liturgia Cotidiana y recíbela todos los meses en tu hogar, ingresando a este link: http://sanpablochile.cl/news/liturgia/liturgia-cotidiana/suscripcion/

 

LUNES 25: De la feria. Verde.

Liturgia-Febrero-Tienda-Facebook
LUNES 25: De la feria. Verde.

LECTURA Ecli 1, 1-10

Lectura del libro del Eclesiástico Toda sabiduría viene del Señor, y está con Él para siempre. ¿Quién puede contar la arena de los mares, las gotas de la lluvia y los días de la eternidad? ¿Quién puede medir la altura del cielo, la extensión de la tierra, el abismo y la sabiduría? Antes que todas las cosas fue creada la sabiduría, y la inteligencia previsora desde toda la eternidad. El manantial de la sabiduría es la palabra de Dios en las alturas, y sus canales son los mandamientos eternos. ¿A quién fue revelada la raíz de la sabiduría y quién conoció sus secretos designios? ¿A quién se le manifestó la ciencia de la sabiduría y quién comprendió la diversidad de sus caminos? Sólo uno es sabio, temible en extremo: el Señor, que está sentado en su trono. Él mismo la creó, la vio y la midió, y la derramó sobre todas sus obras: la dio a todos los hombres, según su generosidad, y la infundió abundantemente en aquéllos que lo aman. Palabra de Dios.

Comentario: El hombre sabio logra inspirar piedad y confianza en Dios a sus oyentes. Está consciente de que lo supremo de la sabiduría es el respeto y la referencia siempre a Dios; es decir, en todo intenta actuar, con misericordia, procurando el bien del más débil.

SALMO Sal 92, 1-2. 5

R. ¡Reina el Señor, revestido de majestad!

¡Reina el Señor, revestido de majestad! El Señor se ha revestido, se ha ceñido de poder. El mundo está firmemente establecido: ¡no se moverá jamás! R.

Tu trono está firme desde siempre, Tú existes desde la eternidad. Tus testimonios, Señor, son dignos de fe, la santidad embellece tu Casa a lo largo de los tiempos. R.

ALELUIA Cf. 2Tim 1, 10

Aleluia. Nuestro Salvador Jesucristo destruyó la muerte e hizo brillar la vida incorruptible, mediante la Buena Noticia. Aleluia.

EVANGELIO Mc 9, 14-29

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos. Después de la Transfiguración, Jesús, Pedro, Santiago y Juan bajaron del monte. Llegaron donde estaban los otros discípulos y los encontraron en medio de una gran multitud, discutiendo con algunos escribas. En cuanto la multitud distinguió a Jesús, quedó asombrada y corrieron a saludarlo. Él les preguntó: «¿Sobre qué estaban discutiendo?». Uno de ellos le dijo: «Maestro, te he traído a mi hijo, que está poseído de un espíritu mudo. Cuando se apodera de él, lo tira al suelo y le hace echar espuma por la boca; entonces le crujen sus dientes y se queda rígido. Le pedí a tus discípulos que lo expulsaran pero no pudieron». «Generación incrédula, respondió Jesús, ¿hasta cuándo estaré con ustedes? ¿Hasta cuándo tendré que soportarlos? Tráiganmelo». Y ellos se lo trajeron. En cuanto vio a Jesús, el espíritu sacudió violentamente al niño, que cayó al suelo y se revolcaba, echando espuma por la boca. Jesús le preguntó al padre: «¿Cuánto tiempo hace que está así?». «Desde la infancia, le respondió, y a menudo lo hace caer en el fuego o en el agua para matarlo. Si puedes hacer algo, ten piedad de nosotros y ayúdanos». «¡Si puedes…!», respondió Jesús. «Todo es posible para el que cree». Inmediatamente el padre del niño exclamó: «Creo, ayúdame porque tengo poca fe». Al ver que llegaba más gente, Jesús increpó al espíritu impuro, diciéndole: «Espíritu mudo y sordo, Yo te lo ordeno, sal de él y no vuelvas más». El demonio gritó, sacudió violentamente al niño y salió de él, dejándolo como muerto, tanto que muchos decían: «Está muerto». Pero Jesús, tomándolo de la mano, lo levan¬tó, y el niño se puso de pie. Cuando entró a la casa y quedaron solos, los discípulos le preguntaron: «¿Por qué nosotros no pudimos expulsarlo?». Él les respondió: «Esta clase de demonios se expulsa sólo con la oración». Palabra del Señor.

Comentario: Jesús pone de manifiesto que lo que les faltó a sus discípulos para sanar al niño fue su falta de fe y oración. Por eso que su respuesta “todo es posible para el que cree” es tan certera, porque solo una absoluta confianza en Dios posibilita la redención de aquello que aún no se asume.


* Suscríbete a la Liturgia Cotidiana y recíbela todos los meses en tu hogar, ingresando a este link: http://sanpablochile.cl/news/liturgia/liturgia-cotidiana/suscripcion/

 

LUNES 25: De la feria. Verde.

Liturgia-Febrero-Tienda-Facebook
LUNES 25: De la feria. Verde.

LECTURA Ecli 1, 1-10

Lectura del libro del Eclesiástico Toda sabiduría viene del Señor, y está con Él para siempre. ¿Quién puede contar la arena de los mares, las gotas de la lluvia y los días de la eternidad? ¿Quién puede medir la altura del cielo, la extensión de la tierra, el abismo y la sabiduría? Antes que todas las cosas fue creada la sabiduría, y la inteligencia previsora desde toda la eternidad. El manantial de la sabiduría es la palabra de Dios en las alturas, y sus canales son los mandamientos eternos. ¿A quién fue revelada la raíz de la sabiduría y quién conoció sus secretos designios? ¿A quién se le manifestó la ciencia de la sabiduría y quién comprendió la diversidad de sus caminos? Sólo uno es sabio, temible en extremo: el Señor, que está sentado en su trono. Él mismo la creó, la vio y la midió, y la derramó sobre todas sus obras: la dio a todos los hombres, según su generosidad, y la infundió abundantemente en aquéllos que lo aman. Palabra de Dios.

Comentario: El hombre sabio logra inspirar piedad y confianza en Dios a sus oyentes. Está consciente de que lo supremo de la sabiduría es el respeto y la referencia siempre a Dios; es decir, en todo intenta actuar, con misericordia, procurando el bien del más débil.

SALMO Sal 92, 1-2. 5

R. ¡Reina el Señor, revestido de majestad!

¡Reina el Señor, revestido de majestad! El Señor se ha revestido, se ha ceñido de poder. El mundo está firmemente establecido: ¡no se moverá jamás! R.

Tu trono está firme desde siempre, Tú existes desde la eternidad. Tus testimonios, Señor, son dignos de fe, la santidad embellece tu Casa a lo largo de los tiempos. R.

ALELUIA Cf. 2Tim 1, 10

Aleluia. Nuestro Salvador Jesucristo destruyó la muerte e hizo brillar la vida incorruptible, mediante la Buena Noticia. Aleluia.

EVANGELIO Mc 9, 14-29

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos. Después de la Transfiguración, Jesús, Pedro, Santiago y Juan bajaron del monte. Llegaron donde estaban los otros discípulos y los encontraron en medio de una gran multitud, discutiendo con algunos escribas. En cuanto la multitud distinguió a Jesús, quedó asombrada y corrieron a saludarlo. Él les preguntó: «¿Sobre qué estaban discutiendo?». Uno de ellos le dijo: «Maestro, te he traído a mi hijo, que está poseído de un espíritu mudo. Cuando se apodera de él, lo tira al suelo y le hace echar espuma por la boca; entonces le crujen sus dientes y se queda rígido. Le pedí a tus discípulos que lo expulsaran pero no pudieron». «Generación incrédula, respondió Jesús, ¿hasta cuándo estaré con ustedes? ¿Hasta cuándo tendré que soportarlos? Tráiganmelo». Y ellos se lo trajeron. En cuanto vio a Jesús, el espíritu sacudió violentamente al niño, que cayó al suelo y se revolcaba, echando espuma por la boca. Jesús le preguntó al padre: «¿Cuánto tiempo hace que está así?». «Desde la infancia, le respondió, y a menudo lo hace caer en el fuego o en el agua para matarlo. Si puedes hacer algo, ten piedad de nosotros y ayúdanos». «¡Si puedes…!», respondió Jesús. «Todo es posible para el que cree». Inmediatamente el padre del niño exclamó: «Creo, ayúdame porque tengo poca fe». Al ver que llegaba más gente, Jesús increpó al espíritu impuro, diciéndole: «Espíritu mudo y sordo, Yo te lo ordeno, sal de él y no vuelvas más». El demonio gritó, sacudió violentamente al niño y salió de él, dejándolo como muerto, tanto que muchos decían: «Está muerto». Pero Jesús, tomándolo de la mano, lo levantó, y el niño se puso de pie. Cuando entró a la casa y quedaron solos, los discípulos le preguntaron: «¿Por qué nosotros no pudimos expulsarlo?». Él les respondió: «Esta clase de demonios se expulsa sólo con la oración». Palabra del Señor.

Comentario: Jesús pone de manifiesto que lo que les faltó a sus discípulos para sanar al niño fue su falta de fe y oración. Por eso que su respuesta “todo es posible para el que cree” es tan certera, porque solo una absoluta confianza en Dios posibilita la redención de aquello que aún no se asume.


* Suscríbete a la Liturgia Cotidiana y recíbela todos los meses en tu hogar, ingresando a este link: http://sanpablochile.cl/news/liturgia/liturgia-cotidiana/suscripcion/

 

DOMINGO 24: 7º durante el año. Verde.

Liturgia-Febrero-Tienda-Facebook
DOMINGO 24: 7º durante el año. Verde.

Gloria. Credo. Prefacio dominical.

1ª LECTURA 1Sam 26, 2. 7-9. 12-14. 22-23

Lectura del primer libro de Samuel Saúl bajó al desierto de Zif con tres mil hombres, lo más selecto de Israel, para buscar a David en el desierto. David y Abisai llegaron de noche, mientras Saúl estaba acostado, durmiendo en el centro del campamento. Su lanza estaba clavada en tierra, a su cabecera, y Abner y la tropa estaban acostados alrededor de él. Abisai dijo a David: «Dios ha puesto a tu enemigo en tus manos. Déjame clavarlo en tierra con la lanza, de una sola vez; no tendré que repetir el golpe». Pero David replicó a Abisai: «¡No, no lo mates! ¿Quién podría atentar impunemente contra el ungido del Señor?». David tomó la lanza y el jarro de agua que estaban a la cabecera de Saúl, y se fueron. Nadie vio ni se dio cuenta de nada, ni se despertó nadie, porque estaban todos dormidos: un profundo sueño, enviado por el Señor, había caído sobre ellos. Luego David cruzó al otro lado y se puso en la cima del monte, a lo lejos, de manera que había un gran espacio entre ellos, y empezó a gritar a la tropa y al rey Saúl: «¡Aquí está la lanza del rey! Que cruce uno de los muchachos y la recoja. El Señor le pagará a cada uno según su justicia y su lealtad. Porque hoy el Señor te entregó en mis manos, pero yo no quise atentar contra el ungido del Señor». Palabra de Dios.

Comentario: David pone su confianza en Dios; en cambio, Saúl, una vez más, se ha equivocado y actuado como un necio. De esta manera, David ha vencido a Saúl y a su incompetente ejército, obteniendo consecuentemente la promesa y bendición por parte de Saúl.

SALMO Sal 102, 1-4. 8. 10. 12-13

R. El Señor es bondadoso y compasivo.

Bendice al Señor, alma mía, que todo mi ser bendiga su santo Nombre, bendice al Señor, alma mía, y nunca olvides sus beneficios. R.

Él perdona todas tus culpas y sana todas tus dolencias; rescata tu vida del sepulcro, te corona de amor y de ternura. R.

El Señor es bondadoso y compasivo, lento para enojarse y de gran misericordia; no nos trata según nuestros pecados ni nos paga conforme a nuestras culpas. R.

Cuanto dista el oriente del occidente, así aparta de nosotros nuestros pecados. Como un padre cariñoso con sus hijos, así es cariñoso el Señor con sus fieles. R.

2ª LECTURA 1Cor 15, 45-49

Lectura de la primera carta del apóstol san Pablo a los cristianos de Corinto. Hermanos: Esto es lo que dice la Escritura: «El primer hombre, Adán, fue creado como un ser viviente»; el último Adán, en cambio, es un ser espiritual que da la Vida. Pero no existió primero lo espiritual sino lo puramente natural; lo espiritual viene después. El primer hombre procede de la tierra y es terrenal; pero el segundo hombre procede del cielo. Los hombres terrenales serán como el hombre terrenal, y los celestiales como el celestial. De la misma manera que hemos sido revestidos de la imagen del hombre terrenal, también lo seremos de la imagen del hombre celestial. Palabra de Dios.

Comentario: Para el apóstol san Pablo, la resurrección no es el resultado de una evolución natural, sino obra del poder de Dios. Es un salto cualitativo a la esfera de lo “divino”, que lleva consigo lo corporal y lo terrenal, tal como sucedió con el cuerpo resucitado de Jesús.

ALELUIA Jn 13, 34

Aleluia. «Les doy un mandamiento nuevo: ámense los unos a los otros, así como Yo los he amado», dice el Señor. Aleluia.

EVANGELIO Lc 6, 27-38

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Lucas. Jesús dijo a sus discípulos: Yo les digo a ustedes que me escuchan: Amen a sus enemigos, hagan el bien a los que los odian. Bendigan a los que los maldicen, rueguen por los que los difaman. Al que te pegue en una mejilla, preséntale también la otra; al que te quite el manto, no le niegues la túnica. Dale a todo el que te pida, y al que tome lo tuyo no se lo reclames. Hagan por los demás lo que quieren que los hombres hagan por ustedes. Si aman a aquellos que los aman, ¿qué mérito tienen? Porque hasta los pecadores aman a aquellos que los aman. Si hacen el bien a aquellos que se lo hacen a ustedes, ¿qué mérito tienen? Eso lo hacen también los pecadores. Y si prestan a aquellos de quienes esperan recibir, ¿qué mérito tienen? También los pecadores prestan a los pecadores, para recibir de ellos lo mismo. Amen a sus enemigos, hagan el bien y presten sin esperar nada en cambio. Entonces la recompensa de ustedes será grande y serán hijos del Altísimo, porque El es bueno con los desagradecidos y los malos. Sean misericordiosos, como el Padre de ustedes es misericordioso. No juzguen y no serán juzgados; no condenen y no serán condenados; perdonen y serán perdonados. Den, y se les dará. Les volcarán sobre el regazo una buena medida, apretada, sacudida y desbordante. Porque la medida con que ustedes midan también se usará para ustedes. Palabra del Señor.

Comentario: Jesús plantea el prototipo de sociedad donde los criterios de convivencia no tienen nada que ver con conceptos como, por ejemplo división, desigualdad, discriminación, privilegios. Su paradigma de sociedad está cimentado sobre el amor, la solidaridad, el compartir generoso, el perdón a los que nos ofenden, etcétera. Es decir, un modo totalmente nuevo y humanizador de cómo vivir.


* Suscríbete a la Liturgia Cotidiana y recíbela todos los meses en tu hogar, ingresando a este link: http://sanpablochile.cl/news/liturgia/liturgia-cotidiana/suscripcion/

 

SÁBADO 23: San Policarpo, o. y mr. (MO). Blanco o Rojo.

Liturgia-Febrero-Tienda-Facebook
SÁBADO 23: San Policarpo, o. y mr. (MO). Blanco o Rojo.

LECTURA Heb 11, 1-7

Lectura de la carta a los Hebreos. Hermanos: La fe es la garantía de los bienes que se esperan, la plena certeza de las realidades que no se ven. Por ella nuestros antepasados fueron considerados dignos de aprobación. Por la fe, comprendemos que la Palabra de Dios formó el mundo, de manera que lo visible proviene de lo invisible. Por la fe, Abel ofreció a Dios un sacrificio superior al de Caín, y por eso fue reconocido como justo, y así lo atestiguó el mismo Dios al aceptar sus dones. Y por esa misma fe, él continúa hablando, aún después de su muerte. Por la fe, Henoc fue llevado al cielo sin pasar por la muerte. “Nadie pudo encontrarlo porque Dios se lo llevó”, y de él atestigua la Escritura que antes de ser llevado “fue agradable a Dios”. Ahora bien, sin la fe es imposible agradar a Dios, porque aquél que se acerca a Dios debe creer que Él existe y es el justo remunerador de los que lo buscan. Por la fe, Noé, al ser advertido por Dios acerca de lo que aún no se veía, animado de santo temor, construyó un arca para salvar a su familia. Así, por esa misma fe, condenó al mundo y heredó la justicia que viene de la fe. Palabra de Dios.

Comentario: Dios nos ha dado su palabra de que seremos salvados y, en ese sentido, el creyente espera. Por eso la fe nos sostiene en la espera de lo que aún no vemos, y que es la segunda y definitiva venida del Señor. Así, la fe posee, por anticipado, esa realidad del encuentro definitivo con el Señor y que le da sentido al “aquí y ahora”.

SALMO Sal 144, 2-6. 10-11

R. ¡Bendeciré tu Nombre por siempre, Señor!

Día tras día te bendeciré, y alabaré tu Nombre sin cesar. ¡Grande es el Señor y muy digno de alabanza: su grandeza es insondable! R.

Cada generación celebra tus acciones y le anuncia a las otras tus portentos, ellas publican tus tremendos prodigios y narran tus grandes proezas. R.

Que todas tus obras te den gracias, Señor, y tus fieles te bendigan; que anuncien la gloria de tu reino y proclamen tu poder. R.

ALELUIA Cf. Mc 9, 7

Aleluia. Los cielos se abrieron y se oyó la voz del Padre: «Éste es mi Hijo muy querido, escúchenlo». Aleluia.

EVANGELIO Mc 9, 2-13

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Marcos. Jesús tomó a Pedro, Santiago y Juan, y los llevó a ellos solos a un monte elevado. Allí se transfiguró en presencia de ellos. Sus vestiduras se volvieron resplandecientes, tan blancas como nadie en el mundo podría blanquearlas. Y se les aparecieron Elías y Moisés, conversando con Jesús. Pedro dijo a Jesús: «Maestro, ¡qué bien estamos aquí! Hagamos tres carpas, una para ti, otra para Moisés y otra para Elías». Pedro no sabía qué decir, porque estaban llenos de temor. Entonces una nube los cubrió con su sombra, y salió de ella una voz: «Éste es mi Hijo muy querido, escúchenlo». De pronto miraron a su alrededor y no vieron a nadie, sino a Jesús solo con ellos. Mientras bajaban del monte, Jesús les prohibió contar lo que habían visto, hasta que el Hijo del hombre resucitara de entre los muertos. Ellos cumplieron esta orden, pero se preguntaban qué significaría «resucitar de entre los muertos». Y le hicieron esta pregunta: «¿Por qué dicen los escribas que antes debe venir Elías?». Jesús les respondió: «Sí, Elías debe venir antes para restablecer el orden en todo. Pero, ¿no dice la Escritura que el Hijo del hombre debe sufrir mucho y ser despreciado? Les aseguro que Elías ya ha venido e hicieron con él lo que quisieron, como estaba escrito». Palabra del Señor.

Comentario: Al igual que Pedro, son muchos los que prefieren la comodidad de la montaña antes que bajar a la ciudad. Enfrentar los riesgos de la vida cotidiana es requisito básico y necesario para reconocer que la transfiguración de Jesús fue un preludio de cómo será la resurrección.


* Suscríbete a la Liturgia Cotidiana y recíbela todos los meses en tu hogar, ingresando a este link: http://sanpablochile.cl/news/liturgia/liturgia-cotidiana/suscripcion/

 

 
Contacto
Avda. L. B. O'Higgins 1626, Casilla 3746 Correo Central, Santiago Centro, Santiago, Chile
Tel.: (2) 27200300 - Fax 26728469


×