Facebook Twitter Google + YouTube  Chile   Perú 
Editorial SAN PABLO
 
Noticias

JUEVES 5: De la feria. Verde. San Antonio María Zaccaría, p. (ML). Blanco.

Liturgia-Cotidiana-Julio
JUEVES 5

De la feria. Verde. San Antonio María Zaccaría, p. (ML). Blanco.

LECTURA Am 7, 10-17

Lectura de la profecía de Amós.

Amasías, el sacerdote de Betel, mandó a decir a Jeroboám, rey de Israel: «Amós conspira contra ti en medio de la casa de Israel; el país ya no puede tolerar todas sus palabras. Porque él anda diciendo: “Jeroboám morirá por la espada e Israel irá al cautiverio lejos de su país”». Después, Amasías dijo a Amós: «Vete de aquí, vidente, refú- giate en el país de Judá, gánate allí la vida y profetiza allí. Pero no vuelvas a profetizar en Betel, porque éste es un santuario del rey, un templo del reino». Amós respondió a Amasías: «Yo no soy profeta, ni hijo de profetas, sino pastor y cultivador de sicomoros; pero el Señor me sacó de detrás del rebaño y me dijo: “Ve a profetizar a mi pueblo Israel”. Y ahora, escucha la palabra del Señor. Tú dices: “No profetices contra Israel, no vaticines contra la casa de Isaac”. Por eso, dice el Señor: “Tu mujer se prostituirá en plena ciudad, tus hijos y tus hijas caerán bajo la espada; tu suelo será repartido con la cuerda, tú mismo morirás en tierra impura e Israel irá al cautiverio lejos de su país”». Palabra de Dios.

Comentario: Amasías, el sacerdote del templo, tergiversa el mensaje del profeta como conspirador contra la persona del rey. No obstante, la visión acerca del casti-go de Dios de Amós no aminoró en nada lo que él presagiaba. Solo así su predicación pudo despertar las conciencias dormidas de las clases dirigentes del pueblo.


SALMO Sal 18, 8-11


R. Los juicios del Señor son la verdad.

La ley del Señor es perfecta, reconforta el alma; el testimonio del Señor es verdadero, da sabiduría al simple. R.

Los preceptos del Señor son rectos, alegran el corazón; los mandamientos del Señor son claros, iluminan los ojos. R.

La palabra del Señor es pura, permanece para siempre; los juicios del Señor son la verdad, enteramente justos. R. 

Son más atrayentes que el oro, que el oro más fino; más dulces que la miel, más que el jugo del panal. R.


ALELUIA 2Cor 5, 19


Aleluia. Dios estaba en Cristo, reconciliando al mundo consigo, confián- donos la palabra de la reconciliación. Aleluia.


EVANGELIO Mt 9, 1-8


Evangelio de nuestro Señor Jesucris-to según san Mateo.

Jesús subió a la barca, atravesó el lago y regresó a su ciudad. Entonces le presentaron a un paralítico tendido en una camilla. Al ver la fe de esos hombres, Jesús dijo al paralítico: «Ten confianza, hijo, tus pecados te son perdonados». Algunos escribas pensaron: «Este hombre blasfema». Jesús, leyendo sus pensamientos, les dijo: «¿Por qué piensan mal? ¿Qué es más fácil decir: “Tus pecados te son perdonados”, o “Levántate y camina”? Para que ustedes sepan que el Hijo del hombre tiene sobre la tierra el po- der de perdonar los pecados –dijo al paralítico– levántate, toma tu camilla y vete a tu casa». Él se levantó y se fue a su casa. Al ver esto, la multitud quedó atemorizada y glorificaba a Dios por haber dado semejante poder a los hombres. Palabra del Señor.

Comentario: Jesús tiene el poder sobrenatural para curar no solamente lo físico sino también lo espiritual (pecado). Es lo que en definitiva le da esa dignidad única como Hijo de Dios. Estos buenos “samaritanos” se preocupan por presentar ante Jesús a un enfermo. Muchas veces, basta solo un gesto de fe y de amor para sanar a una persona que está desprotegida.

COMENTARIOS

 
Contacto
Avda. L. B. O'Higgins 1626, Casilla 3746 Correo Central, Santiago Centro, Santiago, Chile
Tel.: (2) 27200300 - Fax 26728469


×