Facebook Twitter Google + YouTube  Chile   Perú 
Editorial SAN PABLO
 
Noticias

Archivo de Etiquetas de Cuaresma

Lecturas para enriquecer la reflexión en Cuaresma

Lecturas para enriquecer la reflexión en CuaresmaAyuno, oración y limosna son las tres herramientas que deben poner en práctica el cristiano durante Cuaresma, cuarenta días que invitan a preparar el espíritu para la Pascua del Señor, la semana más importante para la Iglesia. Oración, ayuno y limosna son, entonces, los tres ejes del camino de la Cuaresma. Y para acompañar esta ruta, les queremos recomendar cinco libros de SAN PABLO que ayudarán a enriquecer la reflexión en estas semanas:

- Lo que debemos saber sobre el ayuno (Anselm Grün). A partir de la sabiduría de los Padres de la Iglesia y de los antiguos monjes del desierto, el autor recoge puntos de vista que son indispensables para lograr vivir un ayuno que sea agradable a Dios y que nos permita tener un auténtico encuentro con nosotros mismos. Solo de esta forma, la abstinencia de alimentos puede convertirse en una oración hecha con el cuerpo y con el alma.

- Aprender a orar para aprender a amar (Jacques Philippe). Sea cual sea la vocación de cada uno, la primera llamada que Jesús y el Espíritu Santo nos dirigen, es la de la oración. En ese diálogo, Jesús nos muestra el rostro del Padre, y también nuestra identidad más profunda. Este libro guiará al lector hacia una mayor intimidad con Dios y lo ayudará a aprender el arte de orar, consolidando hábitos para que ese encuentro personal se prolongue durante toda la vida.

- ¡PADRE PERDÓNALOS! Acompañamiento para el tiempo de Cuaresma (Anselm Grün). Desde hace muchos siglos, durante la Cuaresma, el tiempo que precede a la Pascua, las personas han meditado las siete palabras de Jesús en la cruz. El monje benedictino trae los acontecimientos del tiempo de la pasión de Cristo a nuestra vida actual y nos invita a reflexionar sobre las palabras de Jesús y a darles un lugar en nuestra vida.

- Creer en la Resurrección (Gerald O’Collins). Este libro contiene una mirada exhaustiva a la resurrección de Jesús. Parte de las visiones de mundo y teorías que intenta dar respuestas al mensaje de la resurrección. Luego, acudiendo al curso bíblico y teológico, hace un recorrido por hechos particulares y trascendentales que permite conocer cómo se comprendía este acontecimiento en su tiempo y cuál es su sentido hoy.

- Las grandes fiestas de los cristianos (Textos: d´Élodie Maurot – Ilustraciones: Charlotte Roederer). ¿Cuál es el origen de estas fiestas cristianas y qué sentido tienen?, ¿cómo las celebramos en nuestra casa y en la Iglesia? Los niños encontrarán la respuesta a estas y otras muchas preguntas en este pequeño libro y conocerán el verdadero significado de estas grandes fiestas cristianas.

Los invitamos también a revisar los guiones para las celebraciones dominicales que publicamos en nuestra página web, así como también la liturgia cotidiana diaria, herramientas que, sin duda, servirán para preparar este tiempo especial para todos los cristianos.

Cuaresma: tiempo propicio para encender la llama de la caridad en los corazones

Mensaje del papa Francisco para la Cuaresma 2018Inspirado por el evangelio de Mateo, el papa Francisco invitó a los cristianos a avivar la llama de la caridad en este tiempo de Cuaresma, reaccionando ante los signos de los tiempos que provocan que el amor salga de los corazones de las personas. En su mensaje, el Santo Padre invita a la práctica de la oración, la limosna y el ayuno como el remedio necesario que ayudará a volver al Señor con todo el corazón y con toda la vida.

En el texto divulgado por la Santa Sede, Francisco explica que la oración ayuda a no escuchar a los falsos profetas que hoy representan el dinero, el placer y la superficialidad, ya que el diálogo con Dios posibilita que “nuestro corazón descubra las mentiras secretas con las cuales nos engañamos a nosotros mismos”. Por su parte, la limosna permite descubrir al otro, al prójimo que necesita ayuda. “Cuánto desearía que la limosna se convirtiera para todos en un auténtico estilo de vida. Al igual que, como cristianos, me gustaría que siguiésemos el ejemplo de los Apóstoles y viésemos en la posibilidad de compartir nuestros bienes con los demás un testimonio concreto de la comunión que vivimos en la Iglesia”, sostiene.

Finalmente, el Papa explica que el ayuno es una herramienta que ayuda a crecer, haciéndonos experimentar las carencias del otro. “Nos permite experimentar lo que sienten aquellos que carecen de lo indispensable y conocen el aguijón del hambre; por otra, expresa la condición de nuestro espíritu, hambriento de bondad y sediento de la vida de Dios. El ayuno nos despierta, nos hace estar más atentos a Dios y al prójimo”, dice en su mensaje.

Con estas tres herramientas, el Papa explica que es posible combatir aquellas cosas que erradican el amor del corazón de los hombres, que el identifica como “la acedia egoísta, el pesimismo estéril, la tentación de aislarse y de entablar continuas guerras fratricidas, la mentalidad mundana que induce a ocuparse sólo de lo aparente, disminuyendo de este modo el entusiasmo misionero”.

Además, Francisco invitó también a aprender a discernir qué cosas son las que dejan en el interior una huella buena y duradera, porque vienen de Dios y sirven para nuestro bien, así como a preguntarnos: ¿cómo se enfría en nosotros la caridad? ¿Cuáles son las señales que nos indican que el amor corre el riesgo de apagarse en nosotros?

Invito especialmente a los miembros de la Iglesia a emprender con celo el camino de la Cuaresma, sostenidos por la limosna, el ayuno y la oración. Si en muchos corazones a veces da la impresión de que la caridad se ha apagado, en el corazón de Dios no se apaga. Él siempre nos da una nueva oportunidad para que podamos empezar a amar de nuevo”, manifestó.

Los invitamos a leer el mensaje completo del papa Francisco para la Cuaresma 2018 ingresando a este vínculo.

Iglesia invita a compartir en Cuaresma con los Adultos Mayores más necesitados

Iglesia invita a compartir en Cuaresma con los Adultos Mayores más necesitadosEn una Catedral de Santiago colmada de fieles que llegaron a la celebración de “Miércoles de Ceniza”, este mediodía el Arzobispo de Santiago, cardenal Ricardo Ezzati, hizo un llamado a la solidaridad con los adultos mayores más pobres del país, dando así inicio a la Campaña de Cuaresma de Fraternidad. La comunidad también rezó por Luis Ceballos, rostro de la campaña, que falleció hace algunas semanas producto de una bala loca que ingresó a su vivienda.

La liturgia se enmarcó en la renovación del compromiso de la Campaña Cuaresma de Fraternidad, cuyos fondos irán por tercer año consecutivo a financiar proyectos en favor del adulto mayor. Por esta razón, a la entrada del templo se entregaron las alcancías –que también se distribuirán en las más de 200 parroquias de Santiago- para ir juntando en ellas los aportes económicos de cada hogar durante este tiempo.

En su homilía, el arzobispo afirmó que este es “un tiempo santo, un tiempo propicio, un tiempo que el Señor nos ofrece para volver a él de todo corazón. Volver al Señor para seguir sus sendas no consiste solamente en actitudes exteriores, sino, sobre todo, en el cambio del corazón”. Más adelante el cardenal Ezzati, citando a san Pablo, invitó a dejarnos reconciliar con Dios, porque solo afianzada en Él la reconciliación tiene futuro. Y agregó: “Hoy día, de una manera muy particular, nosotros, todos, nuestra cultura, nuestro pueblo, nuestro país, nuestra ciudad, necesita dejarse reconciliar con Dios. El tiempo de Cuaresma es un tiempo propicio para ello”.

Resaltó también la campaña Cuaresma de Fraternidad que se inicia “porque justamente nuestra penitencia, nuestras privaciones tienen un gran sentido, el de hacer aumentar el gozo en el corazón de los hermanos, el de hacer crecer la caridad, la solidaridad, la convivencia fraterna. De una manera muy particular este año la campaña Cuaresma de Fraternidad está dirigida a un grupo de personas de nuestra sociedad que sufre muchas veces el abandono y la soledad. Son nuestros hermanos mayores”.

Finalmente, el pastor deseó a todos los fieles “una Cuaresma muy fecunda, que este camino nos lleve al encuentro con Cristo resucitado”. Terminada la homilía, el celebrante bendijo la ceniza y, junto a los diáconos, procedió a impartirla en la frente, con la frase “Conviértete y cree en el Evangelio”, o bien “Recuerda, hombre, que del polvo vienes y al polvo volverás”.

Hacia final de la liturgia, el arzobispo bendijo el material de la Cuaresma: las alcancías, altares y oraciones que se entregaron al principio. A la salida, y con motivo del Día de San Valentín, se entregaron también figuras con forma de corazón, que contenían los cinco carismas del adulto mayor: Experiencia, memoria, interdependencia, gratuidad y contemplación.

Misa cuaresma fraternidad 2018

 
Contacto
Avda. L. B. O'Higgins 1626, Casilla 3746 Correo Central, Santiago Centro, Santiago, Chile
Tel.: (2) 27200300 - Fax 26728469


×